Tanto si estás renovando tu casa como si la estás diseñando de cero, la elección de unas ventanas de aluminio modernas te ayudará a conseguir una apariencia contemporánea en la fachada de tu vivienda y también será determinante en el diseño de interiores. En este post vas a encontrar ideas para todos los estilos, así, independientemente de cuál sea el tuyo, podrás inspirarte con las opciones que te proponemos.

Ventanas con marcos negros

Se trata de una tendencia versátil que puedes aplicar en espacios que persiguen tanto un estilo industrial como otros más eclécticos y contemporáneos. Una elección con tanto carácter va a ser siempre el foco de atención, por eso, es importante que, cuando las utilices, tengas un plan de interiorismo en mente.

Unas ventanas modernas minimalistas en color negro van a quedar muy bien en habitaciones donde no haya mucho color. Así, servirán como un punto de contraste y te ayudarán a crear dimensión y profundidad. Configura una paleta en blanco y negro o experimenta con una gama de tonos neutros. En el primer caso, funcionarán más como un acento y, en el segundo, se integrarán en el ambiente.

Ventanales del suelo al techo

No cabe duda de que la luz es muy importante para la decoración, por eso, en los últimos años, las ventanas se han ido haciendo cada vez más grandes, hasta convertirse en cristaleras desde el suelo al techo. Este tipo de ventanas correderas elevadoras transmiten sensación de ligereza y es la razón por la que triunfan entre los estilos de decoración y arquitectónicos más simplistas.

Si eres un amante del estilo japandi, sabrás que la luz y la naturaleza son aspectos importantes en la decoración de este estilo. En este sentido, un ventanal completo te ayudará a abrir tu casa al exterior y la llenará de amplitud y frescura. También son las ventanas de aluminio a escoger si estás diseñando un hotel moderno y cosmopolita y quieres aprovechar las vistas que tienes alrededor.

Combinación de materiales

El estilo ecléctico siempre está de moda y, últimamente, hemos visto cómo está evolucionando hacia ambientes bohemios y rurales. La mezcla de materiales es la clave y, cada vez, cobran más protagonismo las ventanas modernas para exteriores de aluminio imitando a la madera natural.

Si quieres conseguir esta apariencia, no tendrás que comprometerte al mantenimiento y bajo rendimiento de los perfiles elaborados con este material. Puedes elegir ventanas en PVC y solicitar que le den un acabado imitación madera. No se notará la diferencia estética y conseguirás una mejor eficiencia energética.

Perfiles estrechos

Elegir una ventana con perfiles estrechos te ayuda a darle un aire nostálgico a las ventanas. Dependiendo del color y el acabado que elijas, conseguirás un efecto más industrial o clásico y romántico, pero en ambos casos tu vivienda y hotel respirara un aire retro con mucho encanto.

Si tienes dudas sobre la mecánica utilizada para abrir estas ventanas, normalmente los perfiles estrechos que hacen los distintos cuadrantes van superpuestos en diseños ventanas oscilobatientes o pivotantes. De esta manera, su uso sigue siendo muy cómodo y se consigue garantizar un aislamiento óptimo por muchos años.

Rincones de lectura

Da igual si estás diseñando para tu casa o para un negocio, si tienes en mente crear un espacio acogedor y a la moda, apuesta por un rincón de lectura. Lo único que tendrás que hacer es crear una zona de descanso a la altura de la ventana. El estilo del ventanal dependerá de lo que tú quieras lograr. Si utilizas unas ventanas modernas de aluminio blanco, crearás más sensación de continuidad. Apostando por estilos de PVC que simulan la madera, estarás construyendo un ambiente rústico.

Según la orientación que tenga tu casa, para sacarle partido a cualquier hora todos los días del año, puedes optar por un cristal tratado y una mecánica proyectante. Así, evitarás que los rayos del sol te deslumbran, incluso cuando decidas tener la ventana abierta.

Ventanales en esquina

Este estilo de ventanas te permite tener una buena visión panorámica y, al a vez, captar la luz desde distintos ángulos. Creará un efecto visual muy interesante, sobre todo si la habitación o el local está a la altura de la calle. De esta forma, integrarás el interior y el exterior y crearás un punto focal que atraerá todas las miradas.

Si lo deseas, puedes crear un rincón de descanso o de lectura en esa misma esquina. Quien esté en ese espacio tendrá la sensación de estar en la calle, con todo el confort que proporciona el interior de una vivienda o local.

Estilo Mid Century Modern

Al igual que este estilo es muy popular en el mobiliario y la decoración de interiores, también está volviendo a la arquitectura. A nivel visual, se caracteriza por priorizar la funcionalidad al artificio y por un uso de materiales “poco elegantes”, como el hormigón, el acero o el aluminio. Para las ventanas, apuesta por grandes paneles que ayuden a traer iluminación natural a los espacios.

Para que este estilo funcione para ti, te recomendamos que plantees las ventanas de forma estratégica en tu casa y las ubiques en las orientaciones más cálidas (Sur y Este). Así, además de beneficiarte de una buena calidad de luz natural, también tendrás una buena eficiencia energética y te costará menos calentarla en invierno.

Ventanas que unen el exterior con el interior

Si tienes la suerte de tener un jardín, seguro que también quieres aprovecharlo al máximo. Los salones de verano están de plena actualidad. Se trata de espacios bajo techo, en el exterior, que fluyen hacia el interior a través de paneles en línea minimalistas. Cuando haga la temperatura adecuada, podrás tenerlos abiertos y multiplicar el tamaño de tu casa.

Elige la mecánica más adecuada a tu espacio y disfruta de una visión diáfana y sin obstáculos. Este tipo de ventanales son muy versátiles y encajaran con la decoración, sea cual sea tu estilo.

Como puedes ver, hay muchos tipos de ventanas modernas para elegir. Solo tienes que tener en cuenta cuáles compaginan con tu estilo de vida y tus preferencias para encontrar la ideal para ti.